Córdoba posee unos de los cascos históricos más grandes de España. Y dentro se encuentran muchas viviendas con su correspondiente patio. Ya fuera en la Domus romana, con su atrium e impluvium o la casa andalusí con el zaguán o recibidor. Nos conducen al patio, siendo este el elemento principal de la vivienda en Córdoba.

En nuestra visita nos adentraremos en un entramado de calles encaladas en blanco, la estructura de las casas nos dejará sorprendidos con la simplicidad de sus muros en contraste con  la belleza en el interior y en cada uno de sus rincones, disfrutarán de una inmensa variedad de flores como jazmines, gitanillas, zalcillos de la reina, geranios, buganvillas.

También veremos sus pozos de agua, los cuales abastecen a las miles de macetas que pueden colgar en sus paredes.

Sus propietarios desde finales del siglo XIX y comienzos del siglo XX, compartían los fogones de la cocina, las pilas de lavar la ropa o las letrinas. En los patios se halla la esencia de esta ciudad, en ellos se mantiene nuestras tradiciones.

Destaca la celebración del Concurso de Patios y Rejas en el mes de mayo. Los propietarios abren sus tesoros al público, durante dos semanas. Se diferencian las casas participantes en arquitectura moderna y arquitectura antigua.

Cada patio es único y tiene su propia identidad. Esta visita nos ofrecerá la oportunidad de conocer casas muy diferentes entre sí,

En el año 2012 el Festival de los Patios de Córdoba fue declarado Patrimonio Inmaterial de la Humanidad  elevando así más aún el valor de estos tesoros.

Aviso de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros con fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “aceptar” o configurarlas o rechazar su uso clicando AQUÍ.